Aprende a cambiar un grifo

Si te acabas de mudar a una vivienda de segunda mano, debes pensar en realizar ciertas reformas antes de irte a vivir a ella, ya que con bastante frecuencia este tipo de casas tienen ciertos deteriores que pueden llegar a ser un problema. De cualquier manera eso no implica que tengas que recurrir a un profesional para hacerlas todas ya que por ejemplo, tú mismo vas a poder cambiar los grifos. Además también podrás solucionar un problema de goteo o simplemente hacer un cambio en el cuarto de baño por algo más moderno, si sabes cómo realizar estos arreglos caseros.

También son muchas las casas antiguas que tienen dos grifos, uno para el agua fría y otro para el agua caliente. Si quieres cambiarlo por un monomando, no vas a tener ningún problema, Además este tipo de grifos reducen considerablemente el goteo, con lo que el agua desperdiciada es mucho menor.

Paso a paso gracias a fontaneria Rivas Vaciamadrid

Si ya has tomado la decisión de cambiar tú mismo los grifos de tu casa, lo primero que harás será aflojar los latiguillos con la ayuda de una llave inglesa. Después quita la tuerca que se encarga de unir el lavabo con el grifo, y después la goma situada en la parte interna del mismo. A continuación encaja la arandela de color blanco en el nuevo grifo, coloca un tornillo en el hueco y apriétalo. Enrosca los latiguillos y mételos por el agujero del lavabo. Después coloca las arandelas dentro del tornillo para presionar la parte de metal con la de cerámica. Inserta debajo de las arandelas una tuerca y termina uniendo los latiguillos con ayuda de la llave inglesa, a la toma de agua. Abre la llave y comprueba que todo está bien.